23 de junio de 2015

Historia Dilewyns


La mayoría de cervecerías artesanales comienzan con una serie de pasos obvios. Seguir los cursos necesarios de formación, búsqueda de un lugar para elaborar, materias primas y la parafernalia necesaria para llevar a buen término esa cerveza que se ha gestado primera en la cabeza.

Todos estos pasos siguió Vincent Dilewyns, en 1999, para elaborar como homebrewer una cerveza que tenía la sana intención de su consumo personal y regalar a sus amistades. Así hizo durante los siguientes años.

La diferencia entre Vincent y los demás, era que sus antepasados ya había elaborado cerveza en Grembergen (Dendermonde). Su bisabuela compró un negocio de aceite de bencina que transformó en una cervecería y su abuelo fue el último elaborador de cerveza del negocio familiar (El Waepenaert 1846-1942) por la confiscación de cobre de la II Guerra Mundial y la falta de medios económicos para superar semejante atropello.

En 2005, con la presentación de un libro en Dendermonde, se le pidió una cerveza para el evento. Encargó 1250 litros de su cerveza Vicaris, la Generaal, a Proefbrouwerij en Lochristi con muy buena acogida por parte de los asistentes. Su hija mayor Anne-Catherine, le animó a seguir adelante. 

En 2006 le invitaron al Festival de Zythos y ganó en trofeo con Vicaris Tripel y el de los consumidores en 2007.

A estas creaciones pronto le siguieron Vicaris Tripel Gueuze y Vicaris Quinto en 2012.

El Peird Dendermonde, es un festival folclórico que se celebra, en esa ciudad, cada 10 años. La tradición dice que tienen que montar un caballo de cartón cuatro hermanos de la localidad. En 2010 fueron las cuatro hijas de Vincent. Por esta razón aparece en la etiqueta cuatro chicas en un caballo.

En mayo de 2011 inauguró su propia fábrica desde donde ha seguido cosechando premios por sus cervezas.

0 comentarios:

Publicar un comentario